Skip all navigation Skip to page navigation
 

This page in EnglishSe reporta la tasa más baja de embarazos adolescentes en 30 años en Carolina del Norte

Los expertos se lo ameritan a las estrategias de prevención basadas en evidencia

Fecha: 21 de octubre de 2009
Contacto: Gloria Sánchez (919) 733-9190

(Gloria Sánchez-Vocera de Asuntos Latinos con el Departamento de Salud y Servicios Humanos, está disponible para entrevistas telefónicas pre-grabadas o en vivo/directo en español).

DURHAM, NC - La tasa de embarazo adolescente de 2008 en Carolina del Norte es la más baja en 30 años, según los nuevos datos publicados el jueves 15 de octubre. Las mujeres adolescentes dieron a luz a 217 bebés en Carolina del Norte en 2008,  menos bebés que en 2007.

Los nuevos datos, recopilados por el Departamento de Salud y Servicios Humanos de Carolina del Norte (N.C. DHHS), muestran que el 58.6 de cada 1,000 adolescentes de 15 a 19 años resultaron embarazadas en 2008. El nuevo índice refleja una disminución del 7% en comparación con la tasa de 2007 de 63 por cada 1,000 chicas. Una pequeña parte de esta disminución se puede atribuir a un cambio en la manera en que el demógrafo del estado cuenta la población total.

Las tasas de embarazo adolescente en Carolina del Norte han descendido de forma constante desde 1991, tras un alza en la década de los ochentas. Las tasas de embarazo se redujeron en todas las edades, categorías raciales y étnicas, así como en casi todos los condados de Carolina del Norte, excepto en 25 condados. Las tasas de aborto también disminuyeron en todas las categorías.

Aunque las tasas de embarazo en adolescentes disminuyeron en todos los ámbitos, aún existen importantes diferencias entre los grupos raciales y étnicos y entre los residentes rurales y urbanos. La tasa de embarazo entre las adolescentes blancas fue de 47.8 por cada 1,000 jóvenes, mientras que la tasa correspondiente a los adolescentes de las minorías fue 77.7. La tasa específica para las adolescentes latinas fue de 147.5 por cada 1,000 jóvenes.  Los condados rurales de Carolina del Norte suelen tener  tasas más altas de embarazo adolescente.

Estrategias de Prevención Basadas en Evidencia

Los expertos le dan el crédito a la tendencia de la aplicación selectiva de los enfoques de prevención basados en evidencia para prevenir el embarazo como una de las causas que ayudó a la mejora en las tasas de embarazo. Les estrategias de prevención basadas en evidencia están basadas en la investigación del comportamiento y han sido evaluadas para probar su eficacia.

"Carolina del Norte ha actuado inteligentemente para aprovechar los fondos de la Asamblea General y de los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades y lograr estrategias de prevención basadas en evidencia en Carolina del Norte", dijo Kay Phillips, Directora Ejecutiva de la  Campaña de Prevención de Embarazos Adolescentes de Carolina del Norte (APPCNC en inglés). "Estos nuevos datos muestran que estamos avanzando en la dirección correcta, y que debemos seguir avanzando para que más comunidades se pueden beneficiar de estas herramientas".

La Asociación para los Niños del Condado de Anson ha impactado positivamente la tasa de embarazo adolescente mediante la aplicación del programa para padres adolescentes (APP), un programa creado por la Iniciativa para Prevenir el Embarazo Adolescente de NC DHHS para reducir el número de repetición de embarazos de adolescentes. La repetición de embarazos adolescentes representa aproximadamente el 30% de los embarazos de adolescentes cada año. El programa para padres adolescente (APP) fortalece la autosuficiencia de las madres jóvenes, y tiene un efecto multi-generacional para mejorar la salud y el éxito de la madre y el bebé a largo plazo. Veintinueve condados han aplicado el programa de APP y sólo el 1.6% de las jóvenes participantes a nivel estatal de APP han tenido un nuevo embarazo. Como resultado de este programa, la tasa de embarazo adolescente de Condado de Anson se redujo en un 32.9% en 2008.

El condado de Chatham redujo su tasa de embarazo adolescente en un 26.3%, al aprovechar bien  tanto fondos estatales como privados disponibles para coordinar el programa de Plain Talk/Hablando Claro, un programa reconocido y replicado a nivel nacional.  El programa ha sido utilizado en los últimos cuatro años por una organización sin fines de lucro, Together, del condado de Chatham. Plain Talk/Hablando Claro es una iniciativa basada en la comunidad que enseña a los adultos cómo comunicarse con eficacia y cómodamente con los jóvenes sobre la salud y la responsabilidad personal.

"Mantener estos programas fuertes - y ofrecerlos en más comunidades - es fundamental para mantener una disminución  positiva en nuestras tasas de embarazo", dijo Phillips. "No debemos permitir que estos programas se pierdan cuando los fondos locales y estatales se hacen más difíciles de conseguir".

Phillips también expresó su entusiasmo por la nueva oportunidad presentada por la aprobación de la Ley de la Juventud Sana por la Asamblea General de Carolina del Norte. La Ley de Juventud Sana elimina las restricciones en los consejos escolares locales que limitan el número de estrategias de prevención basadas en evidencia en los programas de educación sexual que las escuelas podrían utilizar. A partir del año escolar 2010-2011, los consejos escolares locales podrán elegir entre una amplia gama de planes de estudio de estrategias de prevención basadas en evidencia que cubre desde la abstinencia así como salud sexual integral y temas sobre las relaciones personales.

Con la publicación de estas estadísticas y la continua expansión de estrategias de prevención basadas en evidencia, los expertos en el embarazo adolescente de Carolina del Norte están seguros que el estado verá un continuo declive en las tasas de embarazo adolescente.

Para más información visite:

 

 

State of North Carolina Home Page